Los cursos empresariales de inglés están enfocados a mantener cierta homogeneidad en el manejo del idioma inglés entre los integrantes de una empresa, pues dependiendo de su giro, son los tecnicismos o terminología que se utiliza.

Por lo anterior, muchas empresas exigen que sus empleados asistan a cursos de inglés, ya sea en sus mismas instalaciones o en una institución en particular, pero ¿qué ventajas o desventajas tiene estudiar en una escuela o en tu mismo trabajo?

En las instalaciones de tu empresa

Una de las ventajas importantes es que no tendrás que trasladarte a otro lugar, lo que implica un ahorro de tiempo. Puedes tomar las clases de inglés antes o después de tu horario de trabajo o en la hora que tu empresa determine.

La atención es personalizada porque regularmente son grupo pequeños y las clases se enfocan en los tecnicismos que la empresa requiere.

Por el contrario, si la empresa no cuenta con proyector, equipo de audio o video, los alumnos no podrán apoyarse de material audiovisual, pero se podrán enfocar más en conversación.

En una institución educativa

Los alumnos podrán apoyarse de material audiovisual porque la escuela de inglés cuenta con el equipo necesario.

Tomar clases fuera de las instalaciones te brindará un respiro, e incluso, podrás convivir con otras personas que no laboran en el mismo lugar que tú.

La gran desventaja es que tendrás que trasladarte a la escuela, y el tránsito a veces podría impedirte llegar puntualmente al instituto o a tu lugar de trabajo.

Sin embargo; cualquiera que sea la opción elegida para tomar un curso de inglés, lo importante es que te mantendrás vigente en el manejo del idioma. Te invitamos a estudiar con los mejores, ponte en contacto con el Instituto Universal de Inglés y mantente actualizado.